Fue una recta final intensamente luchada, la que se disfrutó en la quinta dominical. Y definían los favoritos Fernando Alonzo y Flor Marina, palmo a palmo, en una lucha sin dar tregua hasta la llegada. Toda una batalla de sexos, en la que el potrillo pudo quedarse con el triunfo.

Su primera condicional

Es que Fernando Alonzo, el hijo de The Lieutenant, contaba con varias figuraciones y jamás se rindió ante las velocidades de su rival. Víctor Salazar exigió al máximo al hijo de Persian Storm para colocar una cabeza de ventaja, dejando muy atrás, a unos 6 1/2 cuerpos a Espartana en carrera que cerró en 1’13”2 para los 1200 metros.

Buena labor de Jorge Bello, quien sigue ganando todas las semanas y es un entrenador revelación, al presentar de manera impecable a este juvenil, hijo de Persian Storm, egresado de Los Eucaliptos,que reclamará nuevos triunfos a corto plazo.

El del Stud Don Fernando era el principal cotizado